El disfraz que no disfraza

Andres Franco / Opinion / / 0 Comentarios / Like this
linaccam-scaled1000

Tengo la mala suerte de tener que celebrar mi cumpleaños en una fecha demasiado próxima a el Halloween, por mas que quiera celebrar o hacer algo ¨privado¨ siempre se cruza con alguna fiesta de disfraces, para colmo de males nunca me ha llamado la atención disfrazarme sin motivo alguno. Y al ser orgullosamente Colombiano (Latino) considero que el Halloween es una cultura impuesta, así que no la hago parte de mis tradiciones.

La definición de disfraz según un diccionario especializado dice:

m. Vestido que oculta o encubre la apariencia de una persona

Pero en el ejercicio, esto es totalmente falso, por lo menos en la población femenina. Las mujeres usan disfraces que no las disfrazan, simplemente las revelan. Es como con los borrachos que sacan su verdadero ser en el desarrollo de su ebriedad. La personificación se perdió, la creatividad esta mandada a recoger y el Halloween se convirtió en una paupérrima vitrina de modas. La idea de disfrazarse es personificarte en algo que no eres, pero las mujeres confundieron esto en algún momento. Por que las que son lindas no se disfrazan de feas? Por el contrario todas compiten por ver cual se compro el disfraz mas mostron, o quien tiene mas látex en su mascara. Ya no hay creatividad para los disfraces femeninos, la prepago se disfraza y se ve mas prepago, la puta se ve mas puta, la siliconuda muestra mas su silicona, en ultima, el disfraz no las disfraza.

Las mujeres son competitivas por naturaleza, se disfrazan para COMPETIR entre ellas y se reafirman así misma. La situación ha cambiado radicalmente, ahora no es tan importante el disfraz como el preámbulo que hay a su alrededor. Me refiero a planificar la fiesta, hacer varias reuniones pendejadas para definir el tema y el lugar, y sumado a eso, 3 o 4 días invertidos en la improductiva tarea de “buscar el disfraz”. Al final del día, tanto preámbulo termina en 4 fotos subidas a alguna red social de dudosa procedencia, el blackberry pin y el perfil de Facebook. Ahora bien, en donde quedo la inversión? Acaso la idea de disfrazarse no es darle paso a la creatividad? Que sentido tiene comprar un disfraz en una reconocida tienda, para usarlo 1 vez al año, y según la lógica femenina esta PROHIBIDO repetir disfraz, seria un crimen de la moda. Cuando analizas la relación costo-beneficio te das cuenta de que incluso, el modelo femenino de Halloween no es rentable.

Las fiestas de disfraces de Pereira (y en muchos lugares de Colombia) son un desfile pobre del stock de ropa del sexshop mas barato. El disfraz no es disfraz si no uniforme, usted encuentra la colegiala puta, la enfermera promiscua, la sirvienta ninfómana, la caperucita ardiente…. pero y? esquemáticamente sigo preguntándome si están disfrazas o si de alguna manera intentan desvelar aquello que esconden todo el año. Para que un disfraz sea sexy solo se necesita creatividad y actitud, si usted no posee ninguna de las cualidades anteriores, corre el riesgo de que los paupérrimos accesorios de su disfraz sean resumen automático de su personalidad.

Y es que hay cosas que no tolero, por ejemplo; que podemos pensar de una mujer que se disfrace de empleada del servicio? Es como un hombre que use faja…. una amiga mas. No hay discusión, y punto, hay comportamientos que son sencillamente indiscutibles (como eructar en publico), así mismo aplica para el dichoso Halloween.

Me quedo con el Halloween del pueblo, de la gente que no tiene 500 mil pesos para un disfraz de una sexshop, me quedo con el que improvisa el disfraz con la ropa vieja de sus tías y los collares de su abuela, me quedo con la que se disfraza de loca y se pinta un diente de negro, me quedo con los que se compran 1 libra de arina de maíz y se vuelven el terror de los transeúntes…. y en ultimas me quedo con los infantes, que les da igual vestirse de súper héroe, animal, cosa u objeto…. finalmente ellos si no padecen (por el momento) de utilizar un disfraz que no disfraza.

Deja un comentario

*

Top